Beneficios y propiedades de la carne de pato

La carne de pato es sabrosa y nutritiva. Podemos usarla para preparar platos estupendos y originales. Podemos conseguirla en centros de distribución de carne de aves, mercados y granjas según la posibilidad.

Esta carne se consume en muchas partes del mundo, especialmente en Asia, donde es muy apreciada. En España es más común consumir su hígado en patés. También se elaboran con su carne: magret, jamón de pato y confit.

Aún siendo carne de un ave, no se le considera magra, por lo cual podemos quitarle la piel eliminando así gran cantidad de grasas. Vale la pena incorporarla a la dieta debido a su nivel proteico, vitaminas y minerales presentes en ella.

Beneficios del consumo de la carne de pato

  • Aumenta el consumo de proteínas ayudando a construir el tejido muscular, mantener la piel y el sistema inmunológico fortalecidos.
  • En la carne de pato están presentes las vitaminas del complejo B, que ayudan a reducir el colesterol, preservan el sistema nervioso y combaten las migrañas y el estrés.
  • En la carne de pato se encuentran minerales tales como el hierro, calcio, selenio, magnesio, fósforo y zinc, entre otros, los cuales en su conjunto ayudan en la función de las enzimas activando las indispensables para un metabolismo celular saludable, así como en el correcto funcionamiento de la tiroides.
En el momento de prepararlo, además de quitarle la piel, evita el uso excesivo del aceite y acompañarlo con patatas asadas y una ensalada verde para mantener bajo el consumo de calorías.